bUSCAR INICIO DE SESIÓN MONEDA (COP) Mi cesta (0) ITEMS

ES / EN

MI CESTA

TOTAL

$0.00


PAGAR

Psicología de color de las Rosas

 

La sociedad occidental usa colores en su vestir y en la publicidad, pero casi nadie se detiene a analizar el significado de esos elementos tan influyentes sobre el comportamiento y el estado anímico.



Los colores se escogen en el vestir según el humor de la persona, la temperatura ambiente o el efecto que queremos transmitir durante el día. Los publicistas, según el impacto que se quiera crear en el público o el producto que se quiera promocionar.


 
Si nos detenemos a analizarlos, podemos empezar a clasificarlos en dos grupos: 


  • Los colores cálidos:  Rojo, Naranja y Amarillo

  • Los colores fríos: Verde, Azul y Violeta

Luego los podemos ordenar del más terrenal (Rojo) hasta el más espiritual (violeta). Pasamos por los tonos  terracota, café y bermellón; hasta los fucsias, azules y aguamarinas.



Basados en estas dos ayudas podremos fácilmente escoger el color de la rosa que queremos ofrecer: si deseamos amor bruto, sin duda escarbaremos el fondo del espectro bromatológico (rojo oscuro o rojo sangre). 

Según la intensidad de nuestros sentimientos, podemos elegir un color acorde a lo que queremos expresar:
Los tonos rojos claros significan amor y tranquilidad. Los tonos más fuertes como el rojo bermellón significan amor y energía, más pasión que tranquilidad. El tono rojo carmín significa amor y ternura, mientras que, los tonos lila, violeta y fucsia transmiten espiritualidad. El tono blanco significa paz, perdón y pureza. El tono amarillo se usa para desear ánimo y suerte. Los tonos naranja son mensajes energizantes. Y por último, los tonos multicolor son ideales para acompañar o invitar a las fiestas.

12 de diciembre de 2016